Tres de cada cinco empresas españolas que deciden traducir la página web corporativa lo hacen con una herramienta de traducción automática. Simplemente copian el texto y lo pegan en Google Translate. Sin más. ¿El resultado? Que le pregunten al gobierno catalán.


enero 9, 2017 0