Rss Feed Tweeter button Facebook button

Los 3 requisitos de una traducción jurada

Una vez pasado el primer trimestre del mes toca hacer números y sacar estadísticas. De todos los servicios que hice desde el 1 de enero hasta el 31 de marzo, el 50 % fueron traducciones juradas. ¿Te parece mucho?


 

Cada vez más profesionales españoles necesitan traducciones juradas

La demanda de traducciones juradas crece gradualmente gracias a que más y más profesionales españoles como tú se están lanzando al mercado internacional. Al principio pueden dar vértigo todos los requisitos legales que exige cada país, por eso quiero que sepas de primera mano qué es una traducción jurada, qué pinta tiene y qué tienes que esperar del traductor que te preste el servicio. Que no te den gato por liebre.

¿Cuáles son los requisitos de la traducción jurada?

En este vídeo te explico qué es una traducción jurada y para qué puedes necesitarla. La versión corta es que es una traducción con validez legal que te puede pedir algún organismo público. En cada país funciona distinto, pero en España el Ministerio de Asuntos Exteriores tiene una lista de traductores autorizados y tres requisitos que se deben cumplir sí o sí.

1. Copia del original: En primer lugar, el cliente debe proporcionar al traductor una copia del original de máxima calidad. En mi caso, trabajo habitualmente con copias digitales y no necesito ver el documento original físicamente. Ten en cuenta que el traductor tiene que adjuntar a la traducción esa copia con la que ha trabajado y fecharla, sellarla y firmarla. Si tienes previsto legalizar el documento o modificarlo de alguna otra manera, asegúrate de mandar al traductor la copia más reciente.

2. Sello y firma: Cada una de las páginas de la traducción deberán ir selladas y firmadas con el sello oficial de traductor jurado, que debe especificar la combinación lingüística para la que está habilitado y su número oficial. Puedes consultar los traductores jurados en
 (puedes buscarme, soy la número 6129).

3. Certificación: Por último, la traducción jurada irá seguida de una certificación del traductor, que es un texto muy concreto que exige el Ministerio. En mi caso suelo imprimirla sobre papel timbrado, pero no es obligatorio.

Qué valor añadido puedes esperar en la traducción jurada

Los puntos anteriores son los requisitos obligatorios, pero a mí me gusta aportar valor añadido al trabajo que realizo. Por eso, siempre entrego una copia en papel y otra en formato digital para que el cliente no tenga que andar desgrapando la traducción original en caso de que necesite copias. Además, en la misma hoja de la certificación también incluyo un texto con mis datos para poder verificar la autenticidad del documento, lo cual aporta una garantía adicional al organismo receptor en caso de duda.

Te diré además en petit comité que si eres estudiante o profesional joven y necesitas una traducción jurada, quizás puedas acogerte a mi programa pro bono. Pro bono significa gratis.

Y es que aunque las traducciones juradas exigen mejor dominio del inglés y un grado de precisión mayor, estoy encantada de tener que hacer cada vez más servicios de este tipo, porque significa que los españoles por fin nos hemos liado la manta a la cabeza y nos estamos lanzando al extranjero. ¡Bravo por nosotros!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia de usuario. Si continúas navegando, entendemos que estás de acuerdo.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies